www.puertorealweb.es

Miércoles 17 de julio de 2019

Puerto Real en la Historia

EL PUERTO REAL SUBTERRANEO. ALGUNAS NOTAS (XVII)

"¿Espacios subterráneos en Puerto Real? Conocemos algunos, como los aljibes de las casas históricas del centro..."

25 de mayo de 2013

Nº Comentarios

7
Manuel J. Parodi. Historiador

Bajo las calles y plazas del Casco Histórico de Puerto Real quiere la tradición que se encuentren túneles, pasadizos, espacios subterráneos que forman parte del imaginario colectivo común, que se encuentran tan profundamente insertos en nuestro acervo general que cuando parece que se pueda poner en duda su existencia (cosa que jamás hemos hecho en estos párrafos dedicados al “Puerto Real subterráneo), siempre encontraremos a alguien que -con o sin motivos reales para ello- defienda su existencia: hasta tal punto son una realidad…

Y es que no son pocas las noticias sobre la existencia de estos espacios subterráneos en el casco viejo de nuestro pueblo. Junto a los espacios de esta naturaleza existentes bajo las iglesias históricas de Puerto Real (a los que hemos dedicado buena parte de esta serie), no son precisamente pocos los vecinos del casco viejo que refieren alguna experiencia relativa al descubrimiento de alguno de estos espacios (especialmente de pasadizos o túneles) en (o, mejor sería decir, “debajo de”) sus casas.

Así, a lo largo de los años no han sido pocos (insistimos) los paisanos que en una u otra ocasión me han puesto en conocimiento de estas experiencias por ellos habidas, de algunos de estos hallazgos de espacios con entidad propia (de acuerdo con sus descripciones) bajo el suelo de sus viviendas; el hundimiento de un suelo, obras en la planta baja de uno u otro inmueble, arreglos en el viario…, son factores que han determinado la constatación (de acuerdo con estos testimonios) de la existencia de estos “espacios de sombra” bajo nuestro suelo local…

A las criptas de las iglesias históricas conservadas (San Sebastián, La Victoria y San José) podrían sumarse (incluso) los espacios subterráneos que pudieran haber albergado algunos de los templos y edificios religiosos históricos ya desaparecidos (caso de las iglesias de San Juan de Letrán, en la calle Sagasta, o San Benito vieja, desaparecida a mediados del siglo XX y situada en su día en el espacio entre las actuales calles de la Plaza y Obispo Añoveros), o conventos como el de San Diego, en las inmediaciones de la Plaza de los Descalzos (que de los religiosos de dicho convento recibe su nombre), por citar algunos casos.

No es de descartar que pese a los siglos de Historia y pese a la transformación del espacio urbano en el que se insertaban esos edificios religiosos, y más aún, pese a la desaparición de dichos edificios religiosos citados (y ya desaparecidos), los [hipotéticos] espacios subterráneos que los mismos hubieran podido albergar puedan haberse incluso conservado físicamente (bajo tierra, y a pesar de la destrucción de los edificios de los que fueron parte en su día), sin pasar por alto que -de haber existido éstos realmente- hayan podido dejar su impronta (como otros casos) en la memoria colectiva de los portorrealeños, entrando a formar parte de los perfiles de este “Puerto Real subterráneo” del que venimos hablando en estos últimos textos.

Es posible apuntar, de todos modos, cuál podría ser la naturaleza de algunos de dichos espacios subterráneos tan bien conservados en el imaginario colectivo local, sin por ello desechar o descartar la existencia de túneles, pasadizos y demás espacios subterráneos destinados efectivamente a poner en comunicación diversos edificios (o espacios de la localidad) entre sí.

Así, los más de quinientos años de historia con los que cuenta Puerto Real desde su fundación a finales del siglo XV, sin contar con la posible preexistencia de un núcleo de poblamiento incluso anterior en el solar sobre el que los Reyes Católicos ordenarían erigir el casco urbano de la Villa del Cuatrocientos, son elementos a considerar a la hora de abordar este asunto: medio milenio es medio milenio, dicho sea coloquialmente, y tanto tiempo puede dar para mucho en términos de acción humana en un espacio concreto y habitado con continuidad a lo largo de dicho lapso de tiempo.

¿Espacios subterráneos en Puerto Real? Conocemos algunos, como los aljibes de las casas históricas del centro, que son, efectivamente, espacios subterráneos de la Villa, y que en algunos casos (y casas) pueden estar conectados con otro aljibe, especialmente en los casos de casonas construidas por un mismo grupo familiar, como las casas que fueron de los de la Rosa, en la calle Cruz Verde (las grandes casas de la referida calle Cruz Verde, en las inmediaciones de la Ribera del Muelle), en el siglo XVIII.

En esta misma categoría de los viejos aljibes, y con una naturaleza y funcionalidad similar, podríamos incluir los pozos de las fincas del caserío histórico, que cuentan asimismo con una (lógica) naturaleza subterránea y que, desaparecido su uso, pueden haber quedado fosilizados como túneles verticales, perdido su uso como pozos y perdida incluso (algo no obviable ni descartable) la memoria y el recuerdo de su existencia como tales pozos.

Aljibes (interconectados con otros aljibes, en algunos casos) y pozos (fosilizados como “túneles verticales”) pueden formar parte de esta trama de espacios subterráneos que subyacen bajo los suelos de nuestras calles, plazas, y demás espacios públicos y privados en el Casco Histórico, sin que ello desmerezca ni vaya en detrimento de la más que cierta posibilidad de que existan túneles construidos a propósito bajo nuestro subsuelo, destinados originalmente a poner en conexión diferentes edificios históricos (desaparecidos o no en la actualidad) de la población.

En este sentido, hay que señalar cómo en localidades de nuestro entorno se conservan túneles (y túneles de considerables dimensiones) cuya memoria sólo “flotaba”, desvahida, de un modo vago en el imaginario colectivo de la población, siendo que su antigüedad no era tal que pudiera guardar relación directa con su olvido; valga mencionar en este contexto y ocasión el gran túnel que el IX duque de Medinasidonia, Gaspar Alonso Pérez de Guzmán, hace excavar para comunicar su Palacio Ducal (su residencia) con el castillo de Santiago, en la Sanlúcar de la primera mitad del siglo XVII, salvando una distancia de varios centenares de metros y encontrándose su acceso en el mencionado castillo a una considerable profundidad.

Pues bien, ese túnel existe, no es una leyenda urbana, tiene unas dimensiones notables (de extensión y profundidad), su acceso por una de sus cabeceras puede observarse aún hoy, casi 400 años después de su factura, y comunica dos edificios históricos conservados (los mencionados castillo y palacio), la datación y antigüedad de los cuales es muy anterior a la construcción del referido túnel (el castillo data de la segunda mitad del siglo XV y el palacio es aún anterior: si como residencia de los señores de Sanlúcar data de finales del XIII y principios del XIV, como ribat islámico puede remontarse incluso a mediados del siglo IX, como hemos tenido ocasión de publicar).

Nada nos lleva a pensar que en Puerto Real no existan túneles como el sanluqueño apenas mencionado, que data de siglo XVII, que comunica dos edificios mucho más antiguos que el propio túnel que los conecta, que se desarrolla bajo el viario del casco histórico de la localidad de Sanlúcar -en una zona del Barrio Alto sanluqueño que ya en el siglo XIV se encontraba intramuros, formando parte del corazón histórico de la población-, que existe aún hoy y cuya memoria permanecía envuelta entre brumas en el imaginario colectivo local.

Y en la próxima entrega hablaremos de más posibilidades sobre estos túneles y pasadizos de nuestro subsuelo…

CONDICIONES DE PUBLICACIÓN DE LOS COMENTARIOS

PRW no se responsabiliza de las opiniones vertidas en los foros y se reserva el derecho de no publicar los mensajes de contenido ofensivo, discriminatorio o difamatorio, o con contenido no vinculado con la noticia

7 Comentarios
  • EL PUERTO REAL SUBTERRANEO. ALGUNAS NOTAS (XVII) 25 de mayo de 2013 08:39, por así, sí

    Como siempre todos los sábados leemos algo nuevo sobre Puerto Real gracias a tus escritos. Muchas gracias por la continuidad en el esfuerzo.

    Contestar

    • EL PUERTO REAL SUBTERRANEO. ALGUNAS NOTAS (XVII) 25 de mayo de 2013 21:43, por Manolo J. Parodi Álvarez

      Muchas gracias, "así, sí", por tus palabras de estímulo.
      Es muy grato comprobar cómo la Historia de Puerto Real es de sumo interés para los lectores: no sólo son los comentarios en estos hilos, sino la cantidad de paisanos que, semana tras semana, en cualquier paseo por nuestro pueblo (paseos que saboreo con tanto gusto, porque no son tantos como quisiera) se preocupan por hacerme llegar su interés por estos modestos textos, y conste que lo digo sin presunción ninguna, sino sólo constatando la tan positiva actitud de los portorrealeños por nuestra Historia y nuestro Patrimonio Histórico. Un recuerdo agradecido, aquí y como siempre, para Don Antonio Muro, que tanto hizo por la difusión de nuestra Historia y de los valores de nuestro PH.

      Un saludo cordial

      Contestar

  • EL PUERTO REAL SUBTERRANEO. ALGUNAS NOTAS (XVII) 25 de mayo de 2013 15:23, por Angel

    Sigo esta serie desde el principio y espero que llegue el sabado con ansiedad, comentarte Manuel que he vivido varios años en cruz verde 17 y existe un pozo que es de una algibe en la cual se podia ver que habia al menos dos tuneles y dicha algibe estaba formada por unos arcos de bastante altura como para transitar por ella, seria un placer poder internarse en ella y ver donde acaba. Conozco a los propietarios y se podria hablar.
    Bueno a esperar el proximo sabado, un saludo.

    Contestar

    • EL PUERTO REAL SUBTERRANEO. ALGUNAS NOTAS (XVII) 25 de mayo de 2013 22:20, por Manolo J. Parodi Álvarez

      Estimado Ángel, te agradezco de corazón que expreses tu sentir respecto a estos artículos.
      Lo que comentas es muy interesante: el centro histórico de nuestro pueblo está "minado" de posibilidades en lo que toca a los espacios del subsuelo. No digo con esto que esté "calado" por túneles, cosa que algún día sabremos, sino que -como bien apuntas- hay un elenco de posibles espacios subterráneos (desde criptas en las iglesias históricas a aljibes, pozos, túneles..., pasadizos incluso) que conforman una realidad paralela a lo que se ve sobre la superficie.
      Mi correo electrónico es sidiadir@hotmail.com, y estoy en Facebook (Manuel Parodi Alvarez); si te animas a contactar conmigo, estoy seguro de que aprenderé muchas cosas de ti sobre éste y otros temas del pueblo.

      Un abrazo

      Contestar

  • EL PUERTO REAL SUBTERRANEO. ALGUNAS NOTAS (XVII) 26 de mayo de 2013 09:25, por Arturo

    Manuel, siento decirte que cada vez que termino de leer tu articulo me enfado, me enfado sencillamente porque se me hace tan interesante y amena la lectura que cuando llego al final me pregunto : ¿ya se ha acabado?
    Me encanta, por favor no nos dejes con la miel en los labios, continua, que siempre en las sombras te estaremos esperando fieles que publiques estos textos.
    Gracias.

    Contestar

    • EL PUERTO REAL SUBTERRANEO. ALGUNAS NOTAS (XVII) 29 de mayo de 2013 01:29, por Manolo J. Parodi Álvarez

      Muchas gracias por tus palabras, amigo Arturo... Se hace lo que se puede... Un cordial saludo, y de nuevo muchas gracias por tus ánimos y tu tan afectuoso comentario.

      Contestar

  • EL PUERTO REAL SUBTERRANEO. ALGUNAS NOTAS (XVII) 3 de mayo de 2016 20:31, por Antonio

    Hola Parodi, me gustaria saber bibliografia precisa sobre los Altos Hornos de la Algaida, gracias, me encanta su labor, un saludo.

    Contestar

moderación a priori

Este foro es moderado a priori: su contribución sólo aparecerá una vez validada por un/a administrador/a del sitio.

¿Quién es usted?
Su mensaje

Para crear párrafos, deje simplemente líneas vacías.